Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit. Morbi eu nulla vehicula, sagittis tortor id, fermentum nunc. Donec gravida mi a condimentum rutrum. Praesent aliquet pellentesque nisi.
Image thumbnail

Viticultura

BIODINÁMICA: PIONEROS Y CONVENCIDOS

A lo largo de nuestra historia, cada generación ha aportado su grano de arena, sus avances, pero también el acierto de saber ver y reflexionar. La experiencia que nos aporta este contacto directo con la tierra nos condujo, en 2000 a encaminar nuestra agricultura hacia el cultivo ecológico.

Poco después, con la inquietud de seguir mejorando a todos los niveles, decidimos dar un paso más allá y aplicar la agricultura biodinámica. Aunque en ese momento era un tipo de agricultura bastante desconocida en nuestro país, los resultados hablaban por sí mismos y decidimos apostar por ella. Y seguimos apostando.

Vins El Cep ha nacido y ha crecido en este paisaje de viñedos y bosques que impregnan carácter. Amamos nuestra tierra y por ello la cuidamos, la escuchamos y tratamos de entenderla para poder actuar, porque sabemos que todo empieza aquí, en el suelo, en las cepas, en las plantas y los animales que conviven en un mismo ecosistema, se entienden y establecen un equilibrio natural.

Observación, esfuerzo y convencimiento nos han llevado, desde el año 2003 hasta la actualidad, a seguir trabajando en esa dirección, luchando para conseguir el equilibrio perfecto entre el respeto por la naturaleza y la alta calidad en la bodega. Nuestro cava Claror, primer cava biodinámico del mundo, es un ejemplo de nuestra labor.

Es sabido que el camino del vino empieza en el viñedo. La personalidad, el sentimiento, la expresión de nuestros vinos únicamente tienen sentido si la viña está cada día más viva.

Las viñas son nuestro patrimonio, las raíces nuestro paisaje.

TERRUÑOS Y PARAJES

Hace miles de años estas tierras formaban parte del fondo marino y de hecho más de 500 años atrás ya había viña. Tenemos en nuestras manos, pues, un legado que viene de muy lejos.

Nuestras viñas son, en gran parte, viñas viejas situadas en Costers de l’Anoia y localizadas entre los términos de Sant Sadurní d’Anoia, Gelida y Sant Llorenç. Viñedos de marcado carácter, cualidad que se necesita para obtener nuestros vinos de terruño.

Vins el Cep Paratges

La uva se hace entre laderas suavemente onduladas, atravesadas por torrentes profundos y un clima típicamente mediterráneo: veranos moderadamente calurosos y secos, inviernos templados y lluvias irregulares. A las variedades autóctonas, que son las que ocupan gran parte de nuestros viñedos, como Macabeo, Xarel·lo, Parellada y Tempranillo, se suman otras como la Cabernet Sauvignon, Chardonnay, Pinot Noir, Merlot o Syrah que nos permiten encontrar el equilibrio en los coupages.

Las raíces, moderadamente profundas, se enganchan en un suelo franco-arcillo-limoso, bien estructurado, poroso y activo a nivel de fauna. Gracias a la agricultura que se aplica, ecológica y biodinámica, hormigas, gusanos y todo tipo de organismos viven y se desarrollan, propiciando el equilibrio natural necesario.